Miguel Ángel Velázquez Martín

Miguel Ángel Velázquez Martín

Siempre he soñado con un mundo mejor. Mis inquietudes desde muy joven me llevaron a pensar en la posibilidad de que las personas podían ser felices, con poder sobre sí mismas, que se planteasen una vida de transcendencia en el sentido de mejora y superación personal. Yo mismo lo he aplicado a mi propia vida y vivo con el deseo de mejorar, ser pleno, conseguir logros y satisfacción personal que me lleve a una vida más feliz y de mayor bienestar. La convivencia del día a día con mi propia familia,mis hijas y las personas a las que quiero,está impregnada de mis convicciones. Mi ambición en el trabajo y en la creación de un proyecto social expansivo y de aportación al mundo en el que vivo. Las relaciones que establezco con mis compañeros y colaboradores, así como con todos los asistentes a mis programas, pretenden ser un reflejo de los contenidos de este libro. Quiero contribuir a la creación de una sociedad en continua evolución, abierta a la transformación y en búsqueda de la felicidad de las personas que la habitan.

Estudié filosofía y psicología, y me orienté, como primer paso de mi recorrido profesional, a la formación en el desarrollo de habilidades personales y profesionales. Creé mi propia empresa y durante muchos años colaboré con grandes compañías en la preparación y crecimiento de las personas que trabajaban para ellas.

Posteriormente me incorporé al departamento de Recursos Humanos de un grupo empresarial de alimentación,líder en su sector a nivel nacional. Dirigí los departamentos de formación y desarrollo, con una vocación muy orientada a promover recorridos profesionales que retasen las aspiraciones de sus ocupantes. Que les reportaran la satisfacción del logro por el trabajo bien hecho y por las metas cumplidas. Todo ello,además de transformar la cultura y el funcionamiento de la empresa, daba lugar a personas más felices y más identificadas con lo que hacían y con ellas mismas.

En 2006 me formé como coach ontológico con Rafael Echeverría, y en 2007 inicié un proyecto de transmisión de Valores a la sociedad y a las empresas,creando un proyecto social,perteneciente a la Fundación del grupo industrial al que pertenezco. En la actualidad sigo dirigiendo este Centro que utiliza como base pedagógica los planteamientos ontológicos evolucionados al coaching social.

Desde el principio tuve la convicción de que la metodología del coaching había que conectarla con la profundidad de la psicología. Una metodología que no sólo trabajara la acción sino el descubrimiento personal y la identificación de bases desde las que hacer un nuevo diseño de vida. Desde esta perspectiva creé la línea de coaching social, orientada a la transformación de la sociedad en los diferentes ámbitos que la constituyen. Los equipos profesionales que coordino trabajan con niños, adolescentes, familias, personas mayores, enfermos, cuidadores, y en cualquier entorno social en el que sea posible el cambio de perspectiva y una nueva construcción, que dé lugar a formas de vida distintas y a la creación de una vivencia personal y relacional diferente.

Trabajo con grandes grupos de personas provenientes de diferentes entornos y lugares. La propuesta pasa porque aprendan a mirar su vida desde otra perspectiva y a transformar se entorno a valores personales que les den sentido y que les sirvan como apoyo para una nueva construcción de su propia vida. Se trata de que se identifiquen con ellos mismos y aprendan a crear lo que quieren ser y cómo quieren vivir.